jueves, 7 de noviembre de 2013

¿Miras o participas en la Red?

La Red 2.0 es un espacio compartido y gratuito, en el que cada uno decide qué uso le da y cómo lo hace. Para aquellos casos donde se pretende proyectar la marca personal con objetivos profesionales, se trata de un proceso progresivo de aprendizaje en el que se va aprendiendo mediante la observación, cómo funciona la Red; y llegado el momento, es preciso pasar de ser observadores a auténticos protagonistas.

¿Miras o participas en la Red?
Fuente CC: marioadaja

Aunque la Red sea un canal ideal en el que podemos comunicar nuestra propuesta de valor como profesionales, no por ello significa que podamos usarla de cualquiera manera y lanzarnos al vacío sin más. La asimilación de sus ventajas para sacarla el mayor partido posible, pasa por entender que se trata de un proceso evolutivo en el que es conveniente empezar por observar lo que ocurre: cómo funcionan los debates, cuáles son los comportamientos de las personas, cómo interactúan entre ellos, cuál es su estilo, cómo escriben, qué tipo de contenidos son los que nos interesan, ... Esto ayudará a comprender cuáles son las 'reglas' que, aunque no aparezcan reflejadas en ningún sitio, sí dictan de alguna manera cuáles son los protocolos de actuación. Porque nadie quiere convertirse en un 'kamikaze'.

Sin embargo, y aunque sea recomendable tomarse un tiempo para aprender mediante la mera observación, ello no significa que nuestra participación sea nula. Con el tiempo, es conveniente ir empezando a experimentar poco a poco, sin tomar riesgos excesivos, de tal manera que podamos ir sondeando la reacción que podemos llegar a provocar en los demás.

Y con el tiempo, hay que lanzarse definitivamente. Pasado el período (que no debería ser muy largo) en el cual hemos estado absorbiendo lo máximo posible, será entonces cuando tendremos que empezar a posicionarnos y convertir nuestra interacción en la Red en algo habitual y constante. Las posibilidades de participación con el objetivo de marcar y transmitir nuestra identidad profesional son numerosas: intervención en debates con temáticas afines a la nuestra, creación de grupos en LinkedIn para desarrollar nuestros contenidos, creación de nuestro propio blog en el que generemos contenido desde nuestros conocimientos y experiencias, ...

Porque esta última fase de interacción con la comunidad es la que en definitiva nos hará provocar reacciones y percepciones en los demás. Los contenidos propios que podamos generar son en definitiva los que conforman gran parte de nuestra marca personal, y la que posibilitará en el futuro la generación de oportunidades profesionales.

Te recuerdo que si estás interesado en asistir al seminario 'Cómo potenciar la Marca Personal en el entorno 2.0' que daré en la escuela de negocios Madrid School of Marketing (MSMK), puedes hacerlo desde este link. La MSMK ha decidido rebajar el precio de inscripción para animar las inscripciones.

Hasta mañana.


2 comentarios:

Carolina dijo...

Buenos días Miguel Ángel,

cierto es una cosas que no solo tú comentas, y es las puertas que puede abrirte un blog. Bueno, depende de la temática del blog. Yo creo que te puede beneficiar o perjudicar. Depende de la temática y del tipo de persona que se vislumbre que eres.

Que me puede perjudicar, podría ser. Pero lo que no puede ser es estar escribiendo un blog, algo mío, que yo he creado, y estar con el miedo ahí de si lo van a leer los empresarios y a lo mejor no les gusto.

Un saludo

Miguel Angel Riesgo dijo...

Hola Carolina, gracias por tu comentario. Un blog no deja de ser una vía (entre otras posibles) para transmitir lo que somos y lo que podemos ofrecer. Bien hecho, se convierte en un 'escaparate' (eso sí, 2.0) en el que poder demostrar nuestras competencias.

Por tanto, siempre será susceptible de interpretaciones varias, lo cual significa que puede abrirnos puertas o cerrárnoslas.

Ahora bien, un reclutador siempre podrá tomar las mismas determinaciones cuando obtenga referencias de nosotros, o analice nuestra presencia en la Red, o esté con nosotros sentado en una entrevista, ...

Por tanto, ¿por qué no exponernos y demostrarle que podemos ser una opción a ser tenida en cuenta, y lo hacemos mediante un blog?. Yo lo veo como una ventaja, y no como una desventaja.