jueves, 23 de enero de 2014

Ese empleo no me va bien...

Justo ayer hablaba con un mexicano que estaba estudiando una carrera, y me contó que había dejado un trabajo porque no le aportada 'calidad curricular'...


Más allá de la falta de experiencia y madurez que obviamente se tiene cuando uno es muy joven, que para eso está el transcurso de la vida para enseñarnos, no dejan de sorprenderme ciertas actitudes hoy en día. El trabajo hoy en día se considera como un derecho de cualquiera persona, aunque a pesar de ello no abunda, más bien todo lo contrario. Multitud de personas que no sólo están deseando encontrar uno para sobrevivir económicamente, sino que además disponen del suficiente talento como para entregar a las compañías mucho valor.

El problema asociado al paro de larga duración es el riesgo de quedarnos 'oxidados' y de ir perdiendo posibilidades de encontrar un empleo adecuado, a medida que va pasando el tiempo. Por ello siempre digo que es esencial aprovechar lo máximo posible el tiempo que se tiene cuando uno está desempleado. Ese tiempo (o mejor dicho cómo lo utilizamos), un bien tan valioso, adquiere una importancia crítica para los desempleados, puesto que siempre jugará a la larga en su contra. De hecho, los reclutadores siempre suelen comprobar los tiempos que ellos consideran 'muertos', es decir, en donde no se ha ejercido ninguna profesión.

Por tanto, me encuentro (y no es el primer caso), con personas que aparentemente disfrutan de una situación tan buena que se pueden permitir el lujo de rechazar una oferta de empleo, o de dejar un empleo porque no les da el suficiente 'caché'... Sí, es cierto que probablemente hay personas que disfrutan de una posición económica tal que pueden tomar esas decisiones. No juzgo la situación en sí, sino que simplemente me pregunto hasta qué punto eso puede afectarles en un futuro.

Quiero decir con esto que cualquier empleo es 'bueno', en el sentido de que siempre podremos adquirir una experiencia determinada. Probablemente el trabajo no será el mejor, ni siquiera el mejor pagado, pero se trata de un empleo en el que siempre podremos aprender algo. Aunque la experiencia no haya sido muy gratificante para nosotros, siempre podremos llevarnos un aprendizaje. Además, esa posición 'no deseada' no será nunca 'para siempre', ya que puede convertirse con el tiempo en un trampolín para obtener un empleo esta vez mucho más adecuado, a la que podremos llegar mucho más fácilmente ya que siempre se podrá explicar mejor a un reclutador que dejamos un trabajo que no nos aporta demasiado y que buscamos nuevos retos profesionales más acordes con nuestro perfil, que tratar de dar explicaciones sobre 'lagunas' en nuestro CV.

Si te ha gustado esta entrada, te agradezco que la puedas compartir en tus redes.

Hasta mañana.

Fuente imagen CC: Rojo 21, s.l.


7 comentarios:

Gustavo Higueras Nieto dijo...

¡¡Hola Miguel Ángel!! ¿Que tal vas con el tequila? ¡Ten cuidado! Imagino que te refieres a un empleo digno y remunerado, en función del esfuerzo y responsabilidad que te exija, porque sino, no comparto tu propuesta. Saludos.

Miguel Angel Riesgo dijo...

Hola Gustavo, pues aquí estamos, haciéndome con los mandos poco a poco... 8:)

Un empleo digno y bien remunerado es algo que quiere cualquier profesional, ¿quién diría lo contrario?.

Ahora bien, como reflexión, ¿es mejor un empleo con una remuneración por debajo de nuestro perfil profesional, o estar desempleado sin garantía a c/p de obtener un trabajo, tal y como están las cosas?

Anónimo dijo...

Pues si estuviera en España otro gallo le cantaría. Si no te aporta nada en el currículo le aportará otras cosas a nivel personal, pero cuando no se tiene nada de nada y, lo que es peor sin esperanza de tener nada en mucho tiempo cambiaría de opinión y cogería ese trabajo y ya tendría tiempo de cambiarlo.

Ana Quintana dijo...

No sé cómo es la situación en ese país, pero pudiendo económicamente, y dependiendo de la edad, claro, pues opino que a veces es mejor cambiar y arriesgar que no seguir en un trabajo que tampoco aporta nada al CV; mejor "un tiempo muerto" formándose.
Aquí en España eso es impensable hoy en día.

Gustavo Higueras Nieto dijo...

Creo que no me he explicado bien; para mi es tan digno ser Visitador Médico y de Farmacias como ir a la campaña de la recogida de aceituna como jornalero pero si por el mismo jornal, tengo que elegir una cosa u otra, prefiero ser jornalero ¿Por qué? Pues porque la presión que he de soportar de Visitador es infinitamente mayor que de jornalero, por eso no estoy de acuerdo en que por salir del desempleo permitamos muchas de las barbaridades que se están dando. algunos cobran menos de Visitador que cualquier jornalero y además arriesgando su pequeño patrimonio, a esto me refiero. Un abrazo.

ASC dijo...

Creo que la situación del país donde se trabaja influye mucho en las decisiones de este tipo, seguro en España se lo hubiera pensado más

Ahora por otra parte, si estas trabajando por alcanzar una meta en tu carrera, a veces hay que seleccionar lo que aporta algo para conseguir los finés, sobre todo cuando se es joven y se puede elegir.

Si no tienes otra posibilidad y lo único que consigues., no te aporta nada, tendrás que apechugar.

Anónimo dijo...

creo q no depende del pais .. creo q depende de el tiempo q se estubo activo y pudiste lograr cierta independencia economica mira actuamente no estoy empleado e rechazo una dos propuestas ya q considere no aportaba en nafa abmi curriculo todo depende de la situcion economica de cada quien ... lo mejor si se puede es aprobechar y seguir formandose siempre q sea posible