viernes, 13 de diciembre de 2013

El mejor regalo para nuestros hijos: enseñarles inglés

A nadie se le escapa que vivimos y trabajamos en un mercado globalizado en el que los negocios se amplían más allá de nuestras fronteras. Y ello conlleva la necesidad, o mejor diría obligación, no sólo de conocer otras culturas y formas distintas de ver y comprender sus realidades, sino especialmente de integrar dentro de nuestra formación el aprendizaje de lenguas extranjeras. Idiomas hay muchos, aunque el inglés suele ser la principal lengua cuando nos referimos al mundo empresarial.

Invertir en el futuro de nuestros hijos
Fuente CC: genieslot

Porque esto ya nada tiene que ver con la España de hace décadas, donde el desconocimiento total de idiomas no solía suponer una traba en ningún sentido; eso sí, a no ser que tuviéramos la necesidad de emigrar al extranjero para ganarnos la vida... Sin embargo, eran tiempos distintos, porque en la mayoría de las ocasiones se trataba de profesionales con un nivel bajo de cualificación, y cuyo trabajo no exigía el dominio de la lengua correspondiente. Ahora la cosa ha cambiado drásticamente; los profesionales que se requieren deben tener una visión mucho más global, por lo que el dominio del inglés se convierte en una cuestión esencial.

Los profesionales que actualmente se encuentran en una edad adulta y que son capaces de manejarse fluidamente en el inglés, se pueden considerar 'afortunados', ya que disponen de mayores oportunidades laborales, aquí en España o incluso en el extranjero si deciden buscarse la vida fuera del país. En cambio, todos aquellos que ya desde su infancia no han tenido la oportunidad de aprenderlo, ahora no les queda más remedio que ponerse las pilas y formarse a marchas forzadas, aún a sabiendas de que no alcanzarán un nivel óptimo por no haber empezado lo suficientemente pronto.

Es por ello que el aprendizaje del inglés en una temprana edad es algo a lo que debería darse una importancia extrema, puesto que es en esos años donde la asimilación del idioma se da de una forma natural, construyendo los cimientos sólidos que se convertirán con el paso de los años en un manejo fluido de la lengua. Y es aquí donde los padres tenemos una oportunidad única que podemos regalarles a nuestros hijos, al invertir en su presente para que su futuro (y no sólo labora) esté lleno de posibilidades, al menos más de las que nosotros podemos tener ahora mismo. ¿A quién de nosotros, padres ahora y en edad adulta, no nos hubiera gustado que ya desde niños nos hubiesen formado adecuadamente en el inglés?.

Por ello, ahora es el mejor momento para hacerlo. Porque las posibilidades para aprender inglés son muchas, porque el mercado laboral ya no entiende de fronteras, porque hemos asumido que hablarlo puede abrir o cerrar puertas, ... Múltiples razones que deberían movernos para empezar a sembrar en el futuro de nuestros hijos.

En este sentido, siempre he tenido muy buenas referencias del British Council, un centro educativo reconocido a nivel global por ser líder en su sector y un centro innovador de excelente formación británica y española, que ofrece un programa bicultural y multilingüe. Aprovechando que la semana que viene estaré por tierras catalanas, te recomiendo uno de sus centros, la escuela de inglés en Barcelona para negocios, en la que podrás informarte sobre su oferta formativa.

Post patrocinado por British Council.

Hasta mañana.


2 comentarios:

Ana Quintana dijo...

Y aún así, la mejor manera es, si se puede, estudiar en un colegio inglés o americano, para mi, la única forma de ser realmente bilingüe. Pero claro, la inversión es tremenda!, ahora bien, mejor "hipotecarse" en eso que no en un coche, o en la segunda o tercera vivienda... desgraciadamente en este país creo que se ha peferido lo segundo a lo primero, las marcas a los libros etc etc.

Miguel Angel Riesgo dijo...

Hola Ana. Sin duda, la mejor opción para llegar a ser bilingüe es trasladarse al extranjero, o en todo caso tener una educación en dos idiomas. No obstante, también te digo que nunca han existido tantos medios a nuestro alcance para poder aprender (especialmente) inglés: Internet, versión original en la TV, ...