lunes, 4 de febrero de 2013

6 canales en los que empezar a construir la marca personal

En la entrada ¿a qué candidatos seleccionan los reclutadores?, decía que el reclutador contrata finalmente a aquel que mayores garantías le llegue a ofrecer (formación, experiencia, trayectoria, competencias, ...) y, sobre todo, a aquel que durante el proceso de selección (con las diferentes entrevistas en que han tenido la oportunidad de 'conocerse' y charlar) le haya generado la mayor confianza posible.


Fuente: tupolev und seine kamera
Porque realmente de eso estamos hablando: de CONFIANZA. Siempre he considerado que tarda mucho en ganarse, aunque podemos perderla en un solo instante. Es por ello que un proceso de selección tiene una característica que lo hace complejo, y es que el candidato no tiene 'mucho' tiempo para ganarse la confianza de la persona que le está entrevistando. Es más, en el peor de los casos tendrá una única entrevista en la que tendrá que demostrar que es una persona confiable y la más apta para el puesto. Si existen varias entrevistas en el proceso de selección, la cosa se complica, puesto que el candidato tiene que 'ganarse' al entrevistador en cada una de ellas, siendo lo más probable que sea distinto cada vez.

Por tanto, y teniendo en cuenta la realidad del poco tiempo disponible para 'ganarnos' la confianza del reclutador, tenemos dos alternativas:


1) Arriesgarlo todo a una sola carta, confiando en que todo saldrá bien durante la entrevista, y que con nuestro CV y con los minutos que el reclutador nos dedique su atención, seremos capaces de convencerle y pasar a la siguiente fase del proceso. Podemos ser muy buenos y contar un CV impecable, pero si no tenemos un buen día durante la entrevista, y el seleccionador no tiene un buen 'feeling' con nosotros, podemos quedar automáticamente descartados en el proceso.



2) Empezamos ya a trabajar nuestra marca con la suficiente antelación, 'sembrando' Internet con nuestros contenidos y posicionándonos en nuestro sector profesional como referentes en nuestra área, de tal manera que podamos 'ayudar' a cualquier reclutador que, previamente a la entrevista, esté buscando información en Internet sobre nosotros, facilitándole que nos pueda conocer mucho mejor, con lo que ya tendremos un buen camino recorrido previamente al momento en que nos tengamos que ver 'cara a cara'. Si los datos que el reclutador encuentra sobre el candidato son favorables, no digo que la entrevista sea un 'camino de rosas', pero por lo menos habrá avanzado una buena parte del camino, puesto que habrá ganado en credibilidad y confiabilidad.



Por tanto, considero que la marca personal, y la huella (positiva) que podamos dejar de ella en Internet, puede minimizar las situaciones 'negativas' que puedan suceder en una entrevista, maximizando las oportunidades de ser reclutado.



Lo primero que un reclutador puede hacer será teclear el nombre del candidato en Google, para ver qué informaciones puede encontrar. Sobre los resultados, navegará por diferentes redes para analizar la información que vaya encontrando, y con el objetivo de hacerse una idea de qué tipo de persona (y profesional) se trata.



Para que el candidato pueda anticiparse a esta situación y poder trasladar una buena impresión sobre su marca personal, puede empezar a trabajar sobre distintos canales a los que dicho reclutador podría llegar; a continuación muestro algunas posibilidades, que no son todas pero sí quizás las más representativas actualmente y con mayor alcance en la difusión de mensajes:

  • Blog propio, donde el candidato pueda tratar una determinada temática que le identifique y diferencie.
  • Linkedin, red profesional indispensable para poder posicionar la marca propia.
  • Twitter, donde el microblogging ofrecer multitud de posibilidades para difundir nuestros mensajes.
  • Canal en Youtube, para subir los vídeos que se estimen necesarios para ayudar a definir la identidad profesional.
  • Fan Page en Facebook, donde se puede 'construir' una comunidad e interactuar con ésta.
  • Canal en Slideshare, en el que dejar principalmente presentaciones profesionales.

No obstante, como es obvio todas estas herramientas pueden estar muy bien y ser muy bonitas, pero habrá que llenarlas de contenido y posteriormente trabajar en su difusión, pero de eso hablaré otro día.

¿Se te ocurren otros canales 'indispensables' donde el candidato podría trabajar su marca?

Hasta mañana.


3 comentarios:

Jacqueline Viteri dijo...

Me encantan tus escritos!

Jacqueline Viteri dijo...

Me encantan tus escritos! Son muy interesantes, prácticos y útiles.

Miguel Angel Riesgo dijo...

Gracias Jacqueline