martes, 11 de marzo de 2014

Proyectando nuestro contenido mediante marcadores sociales

Los marcadores sociales son uno de los principales mecanismos que podemos (debemos) implementar en nuestros blogs, para permitir a nuestra comunidad de lectores el difundir el contenido que les resulte atractivo, a través de las redes y medios sociales en los que estén presentes. Ahora bien, ello debería realizarse de una forma planificada, para que el resultado sea el más efectivo posible.


La red social, o Red 2.0, o llámalo como quieras, tiene su fundamento en el intercambio de información multidireccional; esto es, la comunicación en la Red se extiende mucho más allá del diálogo que puedan tener dos personas, haciéndolo extensible a una red muy compleja en la que no puede controlarse quién accede a esos contenidos y, a menudo, ni siquiera somos conscientes de dónde pueden llegar nuestros mensajes.

Y ello no nos debería asustar; al contrario. Siempre digo que debemos desarrollar nuestra marca personal con fines profesionales, de forma plenamente consciente. Y eso implica un trabajo intenso en la planificación de nuestros objetivos y estrategias, y en el uso juicioso de aquellos medios sociales que realmente tengan sentido para la evolución de la marca. Debido a la enormidad de una red como Internet, nunca podremos tener el control absoluto de nuestros contenidos, al menos en lo que a su difusión se refiere.

Es más, creo que deberíamos provocar que aquellos contenidos que producimos, alcancen la mayor viralidad posible. Cuanta mayor pueda ser, alcanzaremos un público objetivo más numeroso, y nuestras posibilidades de reconocimiento pueden ser mayores (eso sí, siempre y cuando realicemos un trabajo de calidad; recuerda que esto de la marca personal no va de generar visibilidad por generarla, sino de alcanzar la suficiente reputación mediante un trabajo adecuado).

Y para ello, veo muy necesario el implementar un sistema de marcadores en nuestro blog, que facilite la labor de propagación de nuestros contenidos. Esa implementación no tiene por lo general una gran complicación, al menos técnicamente; pero a menudo veo blogs que, a pesar de incluirlos, lo hacen sin tener en cuenta ciertos detalles. Por ejemplo la cantidad y la calidad de los marcadores: ¿querermos realmente estar en 'todas' las redes sociales?, ¿tenemos presencia en las redes donde permitimos compartir nuestro contenido?, ¿una cantidad excesiva está afectando al normal funcionamiento de nuestro blog (por ejemplo en la velocidad de carga de sus páginas)?, ¿tiene sentido incluir redes que apenas tienen cuota de mercado en el país donde se lee tu blog?, ...

Cada bloguero deberá ser consciente de cuál es su público objetivo y dónde se encuentra, y no poner marcadores simplemente por ponerlos. A modo de ejemplo, este blog te permite compartir el contenido que te resulte interesante y que creas que le pueda interesar a su vez a tu comunidad, únicamente en aquellos medios que a mí me realmente me interesan. Ni más ni menos.

Y lo que digo en cada entrada, si este contenido te parece interesante, te agradezco que la puedas compartir en tus redes.

Hasta mañana.