miércoles, 25 de diciembre de 2013

Hoy es un buen día para desconectar

Hoy, Navidad, y los siguientes días que algunos puedan disfrutar de vacaciones, son fantásticos días para desconectar y para hacer lo que queramos, o incluso no hacer nada. Ha sido un año muy cargado de proyectos, ilusiones, esperanzas y personas nuevas. Todo ello contribuye a enriquecernos en nuestro día a día, aprendiendo con las nuevas experiencias que hemos ido acumulando no sin mucho esfuerzo acumulado.

Desconectar hoy para coger nuevos bríos
Fuente CC: Juan Pablo Olmo

Es por ello necesario más que nunca el tomarse un momentáneo descanso para empezar la nueva etapa que nos espera, con mayor ahínco si cabe. Porque el descansar, aunque a algunos tengamos que hacer un esfuerzo especial para cambiar el chip de todo el año, nos ayuda (aunque sea inconscientemente) a ver las cosas de forma distinta y replantearnos muchas de las cosas que hacemos.

Por tanto, hoy no quiero hablarte de marca personal ni de empleo ni de nada parecido. Sólo quiero darte las gracias por estar ahí, y desearte un descanso que te has ganado a pulso.

Ahora bien, tampoco voy a forzarte; si eres de los que quieres 'chicha' en tu descanso, te invito a visitar la zona derecha del blog, donde podrás leer cualquiera de los post más leídos de esta bitácora, o incluso los que te sugiero. Y si no te convence, siempre puedes 'navegar' aleatoriamente, tienes a tu disposición cientos de entradas... 8:)

En cualquier caso, que disfrutes tu día, no te interrumpo más.

Hasta mañana.